jueves, 9 de febrero de 2017

¿PRESIONAR UN BOTÓN Y GRABAR?


El cineasta Sergei Loznitsa


P. ¿Hasta qué punto el fácil acceso a las cámaras y la explosión de grabaciones está alterando el cine? 
R. Realmente no es algo tan nuevo: antes la gente tenía lápiz y papel y muchos escribían, pero la literatura siguió al mimo nivel. Pasa lo mismo con las cámaras: ser director es algo distinto de presionar un botón y grabar. Con el material hay que hacer algo que exprese tu manera de pensar, y esto es más difícil. 
P. ¿El nivel de ultraexposición del público a material audiovisual complica hoy el proceso? 
R. El punto de vista meditado aún existe, aunque mucha gente no piensa. Por eso quienes lo hacen ganan. La vida es una competición, hay que ser listo y anticiparse, porque si simplemente reproduces lo que ves alrededor te quedas en la réplica. Hay que dominar un lenguaje cinematográfico para poder compartir tus pensamientos con el público. La educación cinematográfica cada vez es más importante. 
P. ¿Las nuevas herramientas han cambiado la forma en que se cuentan las historias en la pantalla? 
R. Las reglas básicas son las mismas. Si iluminas como en los cincuenta dirán que es algo viejo, pero la forma en que la cámara presenta las cosas y cómo se reconstruye una idea es igual. Es sólo cuestión de gustos. Antes sabíamos que teníamos estómago, y ahora tenemos cámaras que nos permiten verlo con mucha precisión. Con el cine es algo parecido, hay herramientas más precisas, pero no ha habido nuevos descubrimientos en las últimas décadas como hubo en los años veinte, por ejemplo, con el primer plano, que fue un verdadero shock. Ahora la cámara vuela, genial, pero ya lo hacía antes con menos precisión, antes de Birdman estaba El reportero, de Antonioni, y aquello entonces sí fue algo novedoso, muy interesante.
Sergei Loznitsa
Cineasta bielorruso



Pueden leer la entrevista completa en el siguiente enlace:




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada